sábado, 19 de febrero de 2011

El cliché que yo ya vi/LXXIV

Rodrigo Prieto, no muy ídem
(foto tomada de homocinefilus.com)




Joel Meza propone el siguiente cliché -o más bien, la siguiente regla:

Regla antinopal del cineasta mexicano: Para ser buen cineasta en México o por lo menos un cienasta exitoso, hay que tener un apellido raro o, de perdida ,ser güero. Antes de ser acusado de racista o simplemente de idiota, permítaseme intentar demostrar la regla con una pequeña lista: Alfonso Cuarón, Guillermo del Toro, Luis Mandoki, Arturo Ripstein, Alejandro González Iñárritu, Carlos Reygadas, Fernando Eimbcke, Patricia Riggen, Fernando Sariñana, Alex Philips Jr., Emmanuel Lubeski, Rodrigo Prieto...
OK, no están todos los que son, pero no veo a ningún Sánchez o Pérez. Y con la salvedad de dos o tres (y si Rodrigo Prieto, a quien nunca he visto, no le hace honor a su apelativo), todos pudieron ser en su momento angelitos de pastorela, como se acostumbra hacer con chamacos de bucles pelos de elote.
En consecuencia, el examen de admisión de las escuelas de cine nacionales debería incluir las preguntas: 1. ¿Su nombre es fácil de escribir y pronunciar? Si sí: 2. ¿Sabe lo que significa L'Oréal Excellence 02 Rubio Ultra Claro Dorado?

13 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues sí. La tendencia salta a la vista. Recuerdo una revista (creo Cinemanía) donde mostraban las credenciales de estudiante de muchos directores y casi todos con apellidos poco convencionales. Saludos!!

Javier Cordero
@fueracampo

Tyler dijo...

Enrique Rivero director de Parque Via no tiene apellido muy raro que digamos pero es bastante guero

se parace a Seth Rogen de hecho

jo

Diezmartinez dijo...

Javier, Tyler: Acaso Julián Hernández sea la excepción que confirma la regla.

Guillermo dijo...

Jo jo, ¿sólo en el cine? Cómo se nota que nunca han estado en una convocatoria del FONCA...

Me quitaste el nombre de Julián de la boca, Earnest. Pero sigo sin entender, ¿qué tiene de raro que en un país de prietos sean los gueros los que acaparen las posiciones de prestigio, riqueza y poder? Eso pasa en todos lados.

Anónimo dijo...

Ernesto, sí. Julián Hernández podría ser de las pocas excepciones. Junto a, quizá; Carlos Carrera y hasta a Nicolás Pereda (ups, perdón por recordartelo, jeje)

Saludos!

Javier

Josafat M. dijo...

¿O sease que ya chingué?

Diezmartinez dijo...

¿Josafat? ¿Y Moraila? ¿Viviendo en Chicago? ¿Sin apostura del Benemérito de las Américas? Ya nomás te falta hacer cine. Nomás luego no te creas Buñuel.

Diezmartinez dijo...

Última hora: otra cineasta de apellido raro (Markovitch) acaba de ganar en Berlín 2011 premios especiales (fotografía y diseño de producción) para su opera prima El Premio... Bueno, aunque Markovitch es argentina de nacimiento (¿pero naturalizada mexicana?: supongo).

Joel Meza dijo...

Mira, no andaba yo tan errado.

Anónimo dijo...

mexico pais de prietos, GUILLERMO? Date una vuelta por la sierra de Badiraguato o por la sierra de chihuahua para que veas atodas las güeritas ojos azules que andan por ahi, o vete a culiacán para que veas esos monumentos de viejas, blancas y macizas. Has de ser un chilango de iztapalapa acostumbrado A ver pura gente prieta, gorda y chaparra.
ANONIMO S

Joel Meza dijo...

Bueno, supongo que en Iztapalapa toda la gente se ve chaparra si eres el que está clavado en la cruz...

Guillermo dijo...

Eso sí que es noticia. Me acabo de enterar que nada más hay prietos en Iztapalapa. Entonces esas pinturas de gente morena hechas por Diego Rivera (nacido en Guanajuato), María Izquierdo (nacida en Jalisco), Francisco Goitia (zacatecano), David Alfaro Siqueiros (chihuahuense)y José Clemento Orozco (otro jalisquillo) las han de haber pintado unos míopes. Y al chilanguísimo José Vasconcelos (nació en Oaxaca) nunca le informaron que los morenos mexicanos sólo existen en Iztapalapa. Y a Eisenstein también le ha de haber costado un trabajo brutal haber encontrado prietos para filmar en México...

Joel Meza dijo...

La magia del cine, Guillermo.