miércoles, 20 de febrero de 2008

The Legend of the Bat


Lucía Morgan, sinaloense, se gradúa en la School of Creative Arts, de la University of the West of England, situada en Bristol, Inglaterra. Su cortometraje animado, The Legend of the Bat, aquí. Felicidades, Lucía. A ver si te vemos al rato alternando con Nick Park. Por lo menos.

7 comentarios:

Joel Meza dijo...

Felicidades a Lucía. El corto es muy chistoso; viéndolo y oyéndolo, casi casi puedo imaginármela actuando cada personaje. Es completamente Lucía. (Chin, luce más el "poster" del corto aquí en tu blog, que en el mío. Lo que es la calidá...)

Tyler dijo...

Sí, el corto es excelente y los personajes son entrañables. Ya lo subí a mi iPod.

Felicidades Lucía que tengas mucho éxito.

Hammurabi dijo...

Me gustó mucho el personaje del murciélago!! La persona que le da la voz le da unos matices muy padres. Lo que no me agradó fue la imagen del "creador", ¿no te parece una imagen muy "occidental" de Dios? Tengo entendido que los dioses de los grupos indígenas remitían más a elementos de la naturaleza que a la imagen de un ser humano superior. ¿O cómo la ves?

Saludos

alum dijo...

Muchas gracias, Ernesto y Joel :-) . Me alegra mucho que les haya gustado, y gracias por la difusión ;-) . En cuanto a Nick Park... pues... lo ví una vez junto con Peter Lord en un festival, eso cuenta? Ah! Y sostuve al mero-mero Gromit en mis manos! (bueno, uno de ellos, usan como chorromil). Gracias de nuevo, les mando un abrazo desde acá :-) .- Lucía.

Diezmartinez dijo...

Lucía: No, no cuenta. Ahi te encargo un Gromit.

Diezmartinez dijo...

Hammurabi: no lo había pensado y acaso tienes razón, pero no me molestó en lo absoluto. Pero, bueno, si Lucía vuelve a darse una vuelta por esta entrada, que ella conteste... Ya empezó a hacer cine. Ahora que se aguante lo que le diga el público.

alum dijo...

El público manda ;-).
Hammurabi: Muchas gracias por tu comentarios, se los haré llegar a Esteban Rogel, el actor :-) . En cuanto al creador, no está en lo absoluto basado en dioses occidentales, al menos concientemente. Cierto que los dioses indígenas remiten a elementos de la naturaleza, pero muchas de las representaciones son cuerpos humanos con mascarones (como muchas imágenes de Tláloc) o cabezas fantásticas (como la famosa Coatlicue). Es en este tipo de esculturas de piedra que basé a mi creador. Al principio traté de diseñarlo más como estas efigies, con un diseño de piernas tipo cilindro, pero no me quedaban muy bien, y no eran reconocibles como tal para quien no tuviera la referencia visual de estas gigantescas esculturas (o sea, casi todo mundo aquí). Esto se agravaba porque en principio el creador no se iba a mover para nada. Así que opté por un diseño de piernas más "realista" (y con buen chamorro), pero todavía "de piedra". Ya durante la etapa de animación, me dí cuenta de que con pequeños movimientos de piernas podía decir mucho acerca de la personalidad del Gran Señor, máxime porque nunca habla con voz propia. Así, el Creador del mundo del Murciélago es a veces severo, otras impaciente, pero en general muy campechano... el tipo que lee el periódico tomándose un tecito, y al que le puedes decir "Jefe" y lo toma bien. En definitiva, un creador más "humano" que "divino" ;-) .
Gracias por la oportunidad de explicarme :-) . Muchos saludos .- Lucía.